¿Quíenes Somos?

La Organización San Vicente Obra “Padre Cacho”, es una organización de promoción y desarrollo comunitario local. Trabaja en un área geográfica determinada que es la zona de Aparicio Saravia. Esta zona conocida como los "cantegriles de Aparicio Saravia" se caracteriza por su situación de extrema pobreza, ausencia de oportunidades laborales, insuficiencia de los servicios sanitarios y educativos, por las carencias, por lo precario de la vida, perteneciendo a una zona más amplia que se llama Cuenca de Casavalle, situada en el sector norte de la ciudad de Montevideo. 

Cada día los vecinos, voluntarios y equipos técnicos asumen responsablemente el compromiso de cuidar y seguir construyendo e impulsando la vida en las comunidades y servicios, desde la misión que es “organizarnos todos para liberarnos de lo que nos impide crecer como persona”. Desde la Organización, se gestionan diversos proyectos que buscan la promoción y el desarrollo de tres grandes áreas: educación, vivienda y clasificadores.

Metodología de trabajo

La OSV , en su metodología apuesta al trabajo comunitario de los vecinos y vecinas que se unen desde sus necesidades comunes, donde aprenden a reconocerse como personas de derecho con potencialidades propias para su superación.En este sentido, han desarrollado estrategias para alcanzar los objetivos planteados, gestionando alternativas de soluciones, proyectos y convenios en distintos organismos estatales como privados.


En este marco entonces, se trabaja con una metodología participativa a partir de la participación activa de los y las beneficiarios/as como el método para el desarrollo de procesos educativos y sociales capaces de aumentar competencias en el ámbito personal, familiar y comunitario que se expresen en mayor equidad de género y en el desarrollo personal, comunitario y organizativo.


Se enfatizará el protagonismo de los y las participantes, convirtiéndolos/as en sujetos/as activos de sus propios procesos de desarrollo. El punto de partida del proceso está siempre relacionado a la realidad local. Es en función de transformar dicha realidad que se organiza a la comunidad a fin de ir construyendo un futuro deseable donde los niños y niñas, jóvenes, hombres y mujeres puedan vivir a plenitud y desarrollar sus propias capacidades . 

La ciudadanía tiene un componente imprescindible que es la participación como un espacio de intersección entre el Estado y la Sociedad en general. Para ello es necesario movilizar y capacitar procesos que faciliten dicha participación. Proponemos un modelo dialéctico donde quien o quienes coordinan la actividad problematice las situaciones de manera de generar reflexión, autocrítica, que se busque información, y que se puedan hacer propuestas.

• Aportar al ejercicio democrático del poder a partir del desarrollo de procesos con métodos y estilos que potencien la participación y toma de decisiones en todos los ámbitos públicos y privados.

• Desarrollar procesos integrales de acompañamiento a la comunidad para el desarrollo local y la autogestión e identidad comunitarias que, a su vez, nos permitan obtener enseñanzas generalizables.


• Contribuir a la generación colectiva de propuestas éticas, socioculturales, económicas y tecnológicas que, en armonía con el medio ambiente, mejoren el nivel y/o la calidad de vida de los vecinos y vecinas.


• Incidir en los ámbitos públicos, mediante acciones coordinadas con otros integrantes de la sociedad civil para contribuir a la construcción de una sociedad más justa.